27 octubre 2010

Innocent and Pure [4]

http://i89.photobucket.com/albums/k220/Satommy14/pensamiento1.jpg: Me matarán en la universidad~
: Nada
: En el bolsillo de Keito

Photobucket

Nota mía: Y este capítulo llega a ustedes gracias a Carol♥ Si no hubiera sido por su apoyo/ayuda/whatever, no lo hubiera logrado terminar... Gracias por leer el fic ;3; Por cierto -w- Lo maté y está fome y medio corto... No me odien u_u
Nota mía 2: No me olvides aun existe LOL~ Solo que estoy teniendo problemas para seguirlo ;__; Pero si existe y está a medias x_x Si lo leen, por favor esperen un poco más!


--------------------

Ryutaro llegó a su casa, nervioso y deprimido, se había decepcionado así mismo, pero más importante aún, había decepcionado a su familia. Había sido un irresponsable y había actuado egoístamente… Se portaba como un completo desagradecido… Le mandó un mensaje a Hokuto diciendo que no iría a clases y después de hacerlo, apagó su celular.
Después de ponerse el pijama, se tiro a su cama y, enredándose con las sabanas, se hizo un ovillito al medio, quería bañarse y ponerse a estudiar, al fin y al cabo no iría a clases y hoy no tenía academia, solo podía estar en su casa leyendo y practicando, como hacía cada que tenía tiempo libre. Estaba a punto de moverse cuando el rostro de Kota apareció en su mente otra vez… Si se bañaba el olor del mayor que seguía impregnado en su cuerpo desaparecería y él… Él no quería eso…
Su piel se empezó a erizar al recordar la noche anterior, nunca se había sentido así y dudaba poder hacerlo de nuevo ¿Por qué le estaba ocurriendo eso? Sin embargo, no necesitó pensarlo mucho, en cierto modo ya lo sabía… Sabía que se había enamorado de aquella persona, tal vez no en un primer momento, tal vez no había sido amor a primera vista, pero cuando sintió aquel calorcito en su cuerpo cuando sus manos se entrelazaron, algo cambió, algo lo atrapó. Las lágrimas del menor no se hicieron esperar, le dolía el pecho, lo peor no había sido enamorarse, lo peor es que lo había hecho de alguien mayor y que era un hombre, al igual que él… ¿Quién le aseguraba que lo de ayer no había sido más que un juego? Kota era el que sabía todo de él: donde estudiaba y donde vivía, en cambio, él no sabía nada, Ryutaro solo sabía su nombre y edad, nada más, y ni siquiera podía estar seguro de que fueran reales ¿Qué iba a pasar si solo lo había usado? El lindo sentimiento que lo embargaba al pensar que le había entregado su inocencia a Yabu, se fue tornando oscuro y poco a poco fue opacando su corazón. Saltó de la cama y corrió hasta el baño, abrió la ducha y se metió con todo y ropa, tratando así de que el agua le hiciera sentirse menos… Sucio.

----

-Disculpen…

Yabu vio a los cuatro chicos que había visto hace dos días con Ryutaro salir del colegio, supuso que eran sus amigos así que se acercó a ellos, no podía dejar que se fueran.

-¿Quién es? - preguntó uno de ellos
-Kento! – Hokuto le gritó algo asustado – Es… Amigo de Ryutaro – se escondió detrás de Fuma
-¿Ryutaro tenía amigos mayores?
-Yuugo! – Hokuto volvió a gritar pero aun escondido del otro – Respétalo…
-¿Qué es lo que deseas? – Fuma lo miró con algo de desconfianza
-Fuma!
-Ya cállate! – gritaron los otros tres haciendo que Hokuto los mirara de muy mala manera
-Eh… Es que estuve llamando a Morimoto-kun y… Su celular está apagado
-¿En serio? – Kento sacó su celular y marcó, esperó un rato y luego volvió a guardar el aparato – Es verdad, lo tiene apagado… Qué raro…
-¿Por qué? – el mayor miró expectante al chico
-Es que en la mañana me avisó que no vendría – miró a sus amigos - ¿Le habrá pasado algo?
-Ne, ¿es posible que haya recaído? – los ojos de Yuugo estaban cargados de miedo - ¿Si se ha desmayado y ahora está en el hospital? Qué pasa si…
-¿Hospital? ¿Recaer? – el corazón de Kota empezó a latir a mil, no podría haberle pasado nada a Ryutaro... No a su pequeño niño – Alguno… Alguno me puede explicar… ¿Qué es lo que sucede? –sintió la mirada de los cuatro en él – Por favor…
-Supongo que si ¿no? – Fuma miró a Kento y este asintió – Pero acá no… Vamos a otro lado
-¿De verdad lo harás? - la voz de Hokuto hizo que todos lo miraran – Ryutaro odia que se hable del tema y odia que más personas lo sepan – miró a Yabu – Lo siento, yo no te conozco… Y yo no puedo contarte nada sobre él

El chico hizo una venia y se fue, Yuugo no dijo nada pero después de inclinarse un poco, siguió los pasos del otro. El mayor miró a los otros dos chicos quienes ahora se veían un poco contrariados y como meditando si decirle o no.

-Ustedes no me conocen pero… Yo soy alguien que se ha vuelto muy cercano a Ryutaro… Por favor – se inclinó lo más que pudo – Por favor, explíquenme lo del hospital
-En una versión corta y nada detallista – empezó a hablar Fuma, rápido y algo nervioso – Ryutaro entró en coma y hace recién dos meses salió de ella

La cara de Kota era un cuadro, la sorpresa dibujada en sus ojos y boca abierta eran indescriptibles, trató de asimilar bien lo que había dicho aquel niño ¿Qué Morimoto Ryutaro había estado en coma? ¿En serio? Pero si el parecía tan fuerte y resistente…

-El semestre pasado estábamos jugando en un terreno baldío – ahora el que hablaba era Kento – Y mientras corríamos, Ryutaro se hizo una herida en la pantorrilla con un clavo o algo, en ese momento no le tomó importancia porque era un pequeño corte, pero…
-Cuando estábamos volviendo en la noche a nuestras casas, se puso mal… – Fuma bajó la voz – Primero estuvo con nauseas y se puso a arrojar en medio de la calle…
-Creímos que estaba enfermo, que la comida le había caído mal o algo…
-Lo estábamos llevando a su casa ya medio cargando cuando se desmayó… Inmediatamente llamamos a su mamá y…
-Lo llevaron de emergencia – Nakaken hizo una mueca de dolor al recordar aquel momento – Ese fue el último día que hablamos con Ryutaro, porque… Porque ese día entro en coma… Y salió recién a los tres meses…

Yabu sintió como poco a poco se le bajaba la presión y las piernas le empezaban a flaquear ¿Tres meses? ¿Tres meses en los que no abrió los ojos? El pensar siquiera en un día sin Morimoto fue incómodo, incluso doloroso…

-Es por eso que… - la voz del mayor era temblorosa - ¿Es por eso que está atrasado con sus estudios? – los menores asintieron, tenía un millón de preguntas en la cabeza pero había una en especial que lo estaba molestando – Ustedes dijeron que… Podía recaer… Eso… ¿Es verdad? - creyó que caería al piso al verlos asentir levemente.

No podía, Ryutaro no podía recaer… Simplemente ese mocoso no podía desmayarse y entrar en coma y dejarlo, no podía… No tenía ese derecho.

-Es por eso que también se siente culpable –Fuma miró hacia el piso sintiéndose completamente mal – Por eso es que cambió tanto…
-¿Cambió? ¿Cómo que cambió? – el mayor los miró expectante, al parecer su mirada era tal que, los chicos aun renuentes a contarle, siguieron hablando.
-Ryutaro nunca ha sido tan serio ni tan maduro – Kento suspiró pesadamente y algo melancólico – El era más relajado, hacía bromas y siempre sonreía…
-Pero a la semana de despertar, se enteró de los problemas económicos en los que su familia se había metido por mantenerlo conectado…
-Le dijo a Hokuto que todo eso estaba pasando por su irresponsabilidad, descuido e inmadurez, ahí ya sentía la culpa… Pero todo empeoró cuando volvió a clases… -Nakaken miró a Fuma y ambos tenían la mirada cargada de tristeza.
-¿Qué pasó al volver a clases? - Yabu ya estaba algo desesperado ¿le habían pasado más cosas malas?
-La gente lo empezó a tratar con lástima – Fuma frunció un poco el ceño – Pero lo peor fue que él se deprimió al ver que estaba perdido con los temas que estábamos estudiando y quiso dejar el instituto para ponerse a trabajar…
-Lo convencimos que la mejor forma de retribuirle a sus padres era estudiando y felizmente nos hizo caso… Pero… Se volvió alguien muy frío y cerrado… No sabemos cuándo necesita apoyo o cuándo se siente mal…
-Por eso… Que faltara hoy…

Ni siquiera terminó de escuchar lo que decía Fuma, empezó a correr en dirección a la casa del menor, tenía que verlo y saber que estaba bien.
El miedo lo empezó a invadir y su mente comenzó a hacerle malas pasadas… Involuntariamente podía imaginar a Ryutaro recostado en una cama de hospital, conectado a una máquina que lo ayudaba a seguir vivo y el a su lado, cogiéndole la mano, esperando que en algún momento, el menos esperado, abriera los ojos… En la estación de trenes se saltó todo, no pagó el ticket ni nada, solo entró y corrió hacia el tren que estaba a punto de salir. Estaba ansioso, sentía que iba demasiado lento y que cada segundo que se demoraba era peor para el menor. Cuando el vagón se detuvo y las puertas se abrieron, salió corriendo empujando a varias personas en el proceso, no le importaba, todo lo que quería era estar a su lado…

----

Estaba tratando de leer un poco de historia japonesa pero en tres horas solo había leído dos páginas y según iba a atardeciendo más se desconcentraba. Recostó su cabeza en la mesa, la opresión en su pecho no desaparecía, es más, parecía que a cada segundo crecía y dolía más… ¿Qué era Yabu Kota para él? Esa pregunta lo había empezado a acosar hace una hora y no se la había quitado de la cabeza, se había enamorado de él pero… ¿Qué era? ¿Qué significaba? Si se le daba la oportunidad ¿Estaría a su lado? No, esa no era la pregunta correcta, la pregunta correcta era ¿Ryutaro lo quería a su lado? Se puso a llorar por enésima vez, mojando así el libro que estaba debajo suyo, no debió haber accedido, no debió siquiera besarlo ni dejar que lo tomara de la mano… No podía tenerlo a su lado, eso significaba una distracción y el no podía darse ese lujo, el solo debía pensar en estudiar… Por algo sus padres hacían un gran esfuerzo por mantener su familia a flote, el debía poner su parte, él ya no era un niño, el niño de su interior desapareció el día que no tomó importancia a esa herida y por lo cual enfermó… Si tan solo se la hubiera limpiado un poco, pero no… Por su infantilismo todo eso había ocurrido, por seguir jugando…
El timbre sonó y lo sacó un poco de su ensimismamiento, no quería abrir, pensó que la persona de afuera e aburriría pero no, esta seguía insistiendo, se levantó desganado y molesto, y antes de abrir la puerta se lavó un poco la cara. Abrió la puerta y antes de poder articular alguna pregunta, Yabu ya había abierto la reja de afuera y había corrido hacia él. El mayor se dejó caer en el piso delante suyo, estaba arrodillado y sus brazos habían ido a parar a la cintura del menor, abrazándolo cálidamente mientras su rostro se ocultaba en su pecho, mojando con sus lágrimas el pijama del chico. Morimoto se quedó quieto ¿Qué estaba pasando? ¿Por qué lloraba? ¿Por qué lo abrazaba así? Una imagen de deja vú apareció en su mente cuando recordó a su madre llorando así por él cuando despertó en el hospital… Pero Kota no sabía eso, no tenía como saberlo ¿Entonces porque lloraba? Algo tembloroso, abrazó al mayor de vuelta, jugando un poco con su cabello y agachándose levemente para darle un beso en la cabeza, Yabu alzó la mirada y vio a los ojos al menor, llorando con más intensidad que antes, su abrazo fue un poco más fuerte esta vez, no quería alejarse de él, quería cuidarlo… Ryutaro dejó de abrazarlo solo para limpiar un poco las lágrimas del rostro del chico, estaba haciéndolo con cuidado cuando de sus propios ojos empezaron a caer unas gotas… Dolía, dolía mucho, querer a alguien pero saber que no era posible estar a su lado. Yabu se paró y lo abrazó con sobreprotección, tratando de transmitirle algún consuelo, tratando él de encontrar consuelo. Uno lloraba por saber que el otro estaba ahí, bien, vivo y sano… El otro lloraba porque no iba a poder estar a su lado por mucho más tiempo, no sin sentir culpa y dolor cada que lo hiciera…

----

-Ryutaro… - Yabu estaba en el cuarto del menor, sentado en su cama, viendo como este estudiaba - Déjame ayudarte…
-No – dijo algo cortante – Ni siquiera me has dicho porque has venido ni porque has llorado
-Tú tampoco me has contestado porque te fuiste sin decirme nada ni porque has llorado

El menor volteó a verlo de reojo, algo tenso, suspiró un poco y se giró para seguir leyendo, se tiró un golpe mentalmente, ahora si podía concentrarse, de solo saber que Kota estaba ahí su cuerpo estaba más relajado y hasta feliz.

-Hablé con tus amigos – dijo por fin, algo dudoso, sin saber si era correcto decirle que ya estaba enterado de todo lo que le pasaba – Me contaron lo del hospital y lo de tu familia…
-¿Qué? – se quedó quieto y volteó a verlo molesto, solo había ido hasta ahí por lástima ¿verdad? Porque se enteró que había estado en coma y ahora le tenía lástima - ¿Por qué te lo dijeron? – preguntó molesto
-Porque yo pregunté – Yabu se paró y caminó hasta él, apoyándose en la mesa de estudios del menor - ¿Qué fue lo que pasó? Como es posible que por un corte tu…
-Se llama “Síndrome de shock tóxico” y es producido por una bacteria llamada estafilococo aero - dijo serio, recitando de memoria lo que le había ocurrido – Por mucho que sea una enfermedad poco frecuente, todas las personas tenemos esta bacteria en la piel… Lo que me pasó a mi fue que estaba con las defensas bajas… Acababa de tener varicela y aun no me recuperaba, aun así salí con mis amigos a jugar… Me hice una herida y no la desinfecté, la bacteria reaccionó de alguna manera y se metió en mi sangre, causando así que la infección se propagara - se quedó callado – Quien pensaría que entraría en coma solo por eso… - sonrió amargamente – En realidad fue solo mala suerte, si la bacteria hubiera sido un estreptococo, y debió serla por la varicela, no hubiera sido grave… Solo unos días en cama y algo de tratamiento…
-Ryutaro…
-¿Qué más te dijeron? – lo miró molesto, no era algo de lo que le gustara hablar - ¿De la hipoteca que mis padres le pusieron a la casa o de los préstamos que se hicieron solo para que yo viviera un poco más? – ya prácticamente estaba gritando -¡ ¿Te dijeron que por mi culpa mi familia está en muchos problemas?!

El mayor lo abrazó, ocultando las lágrimas que empezaban a caer de los ojos de Morimoto, le estaba dando unos pequeños golpes en el pecho, lamentándose todo lo que le había ocurrido y todo lo que le estaba ocurriendo.

-¿Por qué estás aquí? ¿Por qué lo haces más difícil? ¿Por qué yo? – dijo mientras seguía llorando, dejando salir todo ese dolor en su pecho - ¿Por qué siento esto? ¿Por qué ahora? ¿Por qué Yabu? ¡Dime por qué!
-No… Lo sé… - pudo sentir como el niño en sus brazos lloraba desconsoladamente – De verdad lo siento…

¿Qué podía contestar ante eso? En realidad lo había elegido porque no lo conocía y era casi imposible que se involucrara con él pero… Solo casi… Solo casi porque lo había hecho y ahora le dolía ver el sufrimiento que había ocasionado, el sufrimiento al que Ryutaro había tratado de sobreponerse en un pasado, él lo había empeorado pero, ¿en verdad era tan malo? Es verdad que comenzó solo como una prueba, como la manera de contestar a su pregunta pero ahora… ¿Ahora qué era? ¿Qué sentía? ¿Qué era aquel niño para él? ¿Y si era algo, Takaki en que se convertía? No podía contestar nada si ni siquiera él tenía respuesta a sus preguntas…

-¡Tadaima!

Ryutaro lo soltó de inmediato al escuchar aquellas voces en el primer piso y corrió al baño a lavarse la cara, desde ahí gritó un “Okaeri” y varios pasos presurosos se escucharon. Yabu vio como una niña y un chico entraban en la habitación.

-Niichan! - gritó el chico - ¡¿Quién es él?!
-Es muy lindo! – dijo la niña que corrió hacia Yabu y lo abrazó, era tan pequeña que sus brazos solo llegaban a la altura de sus piernas – Yo lo quiero
-Nada de que lo quieres – Ryutaro volvió a aparecer, con su expresión seria y abrazó por la cintura a su hermana para alejarla del mayor – El no es un objeto – la cargó un poco y la llevó junto a su hermano
-Pero… Pero… - se iba a poner a llorar – Shin!! Dile algo
-Pero ¿Por qué? – preguntó riéndose un poco – Si es el amigo de niichan, le pertenece a él…
-¡Que no es un objeto!
-¡Yo no dije lo contrario! - le gritó Shintaro en respuesta - ¿Por qué siempre tienes que ser tan histérico?
-Yo no soy histérico!
-Ya no peleen – la niña corrió hasta Kota y lo tomó de la mano – Ven, te mostraré la casa ¿Quieres casarte conmigo?
-Eh… - Yabu se quedó en blanco, no sabía si reírse o salir corriendo, los hermanos Morimoto eran… hermanos, sonrió un poco, el también era así con su hermano mayor – No me puedo casar contigo
-¿Por qué? – le miró con ojos llorosos
-Porque yo ya quiero a alguien… - contestó amablemente pero la niña lo pateó y salió corriendo
-¡Todos son iguales! – se escuchó su grito desde otra habitación
-Perdónala – pidió Shintaro – Es algo extraña… - hizo una venia y se presentó – Morimoto Shintaro, 13 años, mucho gusto
-Yabu Kota… Mucho gusto – también se inclinó un poco, aun confundido con lo que había acabado de ocurrir
-Ryutaro, la próxima vez que te vayas a dormir a la casa de alguien, avisa con tiempo, me voy a hacer los deberes, con su permiso

Shintaro cerró la puerta tras de si dejando a los otros dos aun ahí parados.

-Tus hermanos son… Iguales a ti – dijo el mayor tratando de llenar el vacío – O sea, me refiero al físico…
-Yabu… - Ryutaro volteó a verlo con una mirada seria y profunda - ¿A quién quieres? - el menor se había quedado callado desde que le había dicho eso a su hermana… La duda lo estaba matando.
-¿A quién quiero?

La pregunta sonó como eco a través de su cerebro, causándole una extraña sensación de culpa… De nuevo no podía contestar a eso, no estaba seguro de su respuesta.

-Olvídalo – el menor pasó de largo hasta su mesa – Olvida lo que acabo de preguntar

Al fin y al cabo Ryutaro no quería saber la respuesta, sería doloroso escuchar que quería a alguien más, cogió su libro de matemáticas y se puso a resolver los problemas. Yabu lo miraba desde atrás, sin reaccionar, rompiéndose la cabeza pensando en qué decir, al final, se acercó al menor, lo cargó, se sentó él en la silla y con cuidado acomodó a Ryutaro en su regazo, cogiendo el lápiz que él había tenido momentos antes y viendo los problemas que tenía frente suyo.

-Si te soy sincero… - empezó a hablar mientras escribía algunos números y formulas – No lo sé, pero por el momento, no quiero alejarme de ti, así que por favor… Tú no te alejes

¿Por qué? Morimoto empezó a temblar un poco, sintiendo su corazón latiendo a mil por tener a Kota tan cerca suyo, estar sobre sus piernas y que su cuerpo lo abrigara, se sonrojo notablemente y con algo de temor rozó los labios del mayor, asintiendo levemente… Él tampoco quería alejarse.

15 comentarios:

♥soanychinenlove♥ dijo...

wiiiiiiiiiiii la contii >________<
la estaba esperando con ansias *-*
abuu pobre ryutaro... todo lo que le ha pasado... a tenido que aprender a ser maduro x eso!!! u.u
y encima viene yabu a jugar con el al principio !!!! T^T pero bueno aunque seaaaa ya siente algo x ryu y como se puso cuando se entero de todo es la prueba !!

YO ESTABA ASI --> O.O con lo que le paso!!

y como lloraban estos dos me partiron el corazon T-T

asdasd me encanto^^
estubo lindo n-n

Yukito dijo...

ME ENCANTO ♥ !!!

Pero waaaahhhhhhhhh pobre de mi Ryu~chan T^T todo lo ke ha tenido ke sufrir el pobre u.u

aunke ojala ke ahora con Yabu se sienta un poco mas feliz ºwº

Kiero la continuacion >.< !!!

y espero ke pronto Yabu le diga a Ryu ke lo kiere ^W^ y asdasd

Esperare ansiosa a ke sigas publicando...

See You ~~~

sandii :3 dijo...

OwO
esta hermoso ♥
pobre ryu u_u por que lloran
me puse a llorar ya T____T

Haha la hermana de Ryu es un amor xD

"""-Si te soy sincero… - empezó a hablar mientras escribía algunos números y formulas – No lo sé, pero por el momento, no quiero alejarme de ti, así que por favor… Tú no te alejes"""
que te haces si ya lo amas con todo tu kokoro
ok bye~

Anónimo dijo...

ahhh ese final de capitulo me dejo como galetina de lo emocionante que te quedo,
ose que el mas cuerdo esulto ser shitaro, ah ame ala hermanita yo kiero una asi deloca XD

saluditos ♥
tu blogg no me kelle
atte nari_naren

sOra-cHan dijo...

Liidoo n_n
me gustoo esee abrazO
qe Kota Le diO a Ryu >.<
asdasdasdasdasd
me lo imaginee & fuee
muii asdasdas geniaL >.<
me gusttaa tu lo sabrss n_n
peroo soii enfermaa Xd
asii qe espero lo otroo >.<

AmiS dijo...

waaaa!! ta interesante..contiii!!!

Satommy dijo...

Lol~~ XD
nari_naren~
¿Porque dices que el blog no te quiere?
Dime y yo lo pego u_u
Gracias a todas por comentar :3

Mina dijo...

waaaaaaaa~~~
recien me topo con este fic y lo ame >,<
asdfghj
q genial
osea son las 1:17 de la mañava y no me e ido a dormir por leerme los 4 capitulos q ay~~
waaa es tan asdf ame al ryutaro por primeraa vez~~ *o*
osea asdfghfds -muere muereta- es genial me encanto y yo kier0o la konti
p.d: inche yabu >.< yo se k lo kieres ya dile~~~

Ayaa dijo...

;O;
pero que cosa LOL
oo Ryuu~ noo me imaginaba nada de eso LOL aaaaaaaww ;O;
y Yabu~ aaa Yabu es puro amor~
mientras no le haga daño todo estara bien ;3;

que lindo capitulo, casi me hace llorar, solo lograste que un nudo se formara en mi garganta LOL

estaré esperando feliz por el proximo~

shiibi h. dijo...

owo tendré mas cuidado con los clavos owo

;OOOOOOOOOO; me encanto me encanto ♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥!! AMO TU FIC ;ω; crei que ryutaro estaria todo traumado despues de lo que paso ;ω; pero ASDASDSADASD QUERÍA QUEDARSE CON LA ESCENCIA DE YABUÑASKDÑLASJKDLÑASJDJLÑAJ XωX (ni tan inocente kakak >:3 okno Xd)
y yabu es TAN LINDO lo amo ~~ me encanta que trate tan lindo a ryu ;ω;♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥♥
(X_Xsoloesperoqueryunoseenteredelodetakaki
yelcomplejodepedobeardeyabuX_Xsasdfsgdasdasd)

atzin.love dijo...

hola XD me gusta este fic muy lindo y tierno y waaaaaa jeje.
contiualo pronto onegai

Carol~ dijo...

que final tan lindo, Kota no te separes de Ryu >///////<

dasdsas... me da cosita la situación por la cual está pasando Ryu D:

Uno lloraba por saber que el otro estaba ahí, bien, vivo y sano… El otro lloraba porque no iba a poder estar a su lado por mucho más tiempo, no sin sentir culpa y dolor cada que lo hiciera… ---> esta fue la frase que más me llegó

Yo quiero amigos como Hokuto y Yuugo, no revelan tus secretos.

Inma dijo...

Me gusto mucho el capi... Yabu se esta dando cuenta de que quiere estar con Ryu.. y el tambien quiere estar con Yabu, me encantan esos dos *.*.
Que graciosos los hermanos de Ryutaro xDD

♥ryutaro♥ dijo...

waaa...la hermanita de ryutaro que madura
jajaja pidiendole matrimonio a yabu♥♥♥

aNix FriKi dijo...

T.T Ryutaro si que la ha pasado mal y ahor la culpa se apodera de el, pero creo mientras siga esforzandose en los estudios, la relacion con Yabu no lo debe hacer sentir mal.

Aunque Yabu por su parte
ya tiene que decidirce, si
tanto acoso al pobre de
Morimoto, como para que al
final siga dudando ¬¬"

Pero aun asi que lindo Morimoto >////< darle un besito
-se va a leer lo demas-